Las doctrinas del cristianismo: importancia y fundamentos

La teología no es un tema popular en la actualidad. Comparado con otros temas de moda, la doctrina básica no atrae a muchos seguidores. Sin embargo, la vida, tal como se desarrolla a diario, es intensamente teológica. Vivimos lo que creemos. A.W. Tozer lo capturó bien cuando dijo: lo más importante de nosotros es lo que viene a nuestra mente cuando pensamos en dios ( el conocimiento de lo santo, p. 7).

Por lo tanto, aunque no sea llamativo, es necesario establecer cuidadosamente una teología central para cualquier persona que afirme ser seguidor de Jesucristo. Dado que operamos con el mismo manual de instrucciones, la Biblia, debería ser posible ponerse de acuerdo en un núcleo doctrinal. Si estamos de acuerdo en principios hermenéuticos sólidos, deberíamos llegar a una lista similar de verdades teológicas que son fundamentales para nuestra fe. Algunos de nosotros podemos tener diferentes entendimientos de doctrinas secundarias, pero es razonable asumir que podemos identificar y delinear una teología central que debería ser compartida por todo verdadero creyente.

Cuáles son las doctrinas fundamentales

¿Cuál es ese núcleo doctrinal? ¿Qué doctrinas realmente necesitamos conocer? Aunque tiene más de un siglo de antigüedad, creo que las cinco doctrinas básicas identificadas por R.A. Torrey y A.C. Dixon en los fundamentos, un conjunto de ensayos escritos entre 1910 y 1915, todavía proporcionan los límites teológicos correctos. Las cinco doctrinas son las siguientes:

  1. La Trinidad: Existe un solo Dios en tres personas, cada persona posee todos los atributos de la deidad y personalidad.
  2. La Persona de Jesucristo: Jesús es el único Dios-hombre, poseyendo plena humanidad con deidad inmutable.
  3. La Segunda Venida: Jesús volverá personalmente a la tierra para gobernar y juzgar.
  4. La Salvación: El hombre es salvo solo por fe en Cristo.
  5. La Escritura: La Biblia es la Palabra de Dios, sin errores y suficiente para toda la vida cristiana.

Aunque esta lista es breve, no estoy sugiriendo que sea fácil dominarla. Cada vez que lo infinito se encuentra con lo finito, nuestras mentes limitadas se sobrecargan. ¿Tres personas pero un solo Dios? Un estudio profundo de la Trinidad no es para los débiles de corazón. La Trinidad sigue siendo el principal obstáculo para los musulmanes hoy en día cuando consideran las creencias cristianas. ¿O Dios encarnado? A la Iglesia primitiva le llevó cuatro siglos forjar una comprensión aceptable de la persona de Jesucristo. Todavía existen puntos de vista desviados hoy en día. ¿Un libro escrito por el hombre pero inspirado por el Espíritu Santo? Hay muchos otros libros sagrados que circulan por la tierra hoy en día, pero creemos que la Biblia es fundamentalmente diferente de todos ellos. Sin embargo, el proceso de inspiración no siempre es fácil de articular o comprender.

Entonces, el núcleo doctrinal no es simplista; pero es el núcleo. Si una persona cree estas cinco verdades, podemos aceptarlas cálidamente como parte de la familia de Dios. Si una persona se aparta de alguna de estas cinco doctrinas, es difícil entenderla como un creyente. A los teólogos les encanta explorar más, y tales búsquedas son dignas de sus esfuerzos. Pero como evangélicos, estas son las doctrinas que realmente necesitamos conocer. Y conocer bien.

Este artículo apareció originalmente en NAE Insight.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Las doctrinas del cristianismo: importancia y fundamentos puedes visitar la categoría Mudanzas.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Más informacion